No hace mucho descubrí este término, que parece ser que se utiliza bastante en la red, sobre todo en blogs pro-lactancia materna. A petición de la creadora del blog Tenemos tetas, el diseñador gráfico Enric Boix creo este logotipo, para que sea usado por cualquiera al que le interese. Sólo pide que hagamos referencia a su blog, Buscando Trazos, donde podéis elegir entre varios logos. Cuando me quedé embarazada mi expectativa era dar el pecho “si podía”, es decir, si tenía leche… ¡Cuánta desinformación! Todas estamos capacitadas para amamantar a nuestr@s hij@s. Sólo en casos concretos, la verdadera hipogalactia únicamente ocurre en aproximadamente un 2% de las mujeres, la madre tiene problemas para producir leche. “Tienes poca leche…”, tienes mala leche…”, “tu leche es sólo agua…”, “tu leche no alimenta lo suficiente…”, todo mentiras, que hacen a la madre sentirse insegura y no la ayudan a tener una lactancia exitosa. Al principio pensaba dar el pecho los primeros seis meses, ahora que vamos por el cuarto espero como mínimo seguir lactando hasta el año de mi nena, y ya veremos hasta cuando, porque si tanto ella como yo estamos a gusto y queremos continuar con la lactancia, ¿por qué íbamos a dejarlo? Así que, sí, soy lactivista: Defiendo el derecho del bebé/niño a ser amamantado y de la madre a amamantar, a demanda, en cualquier lugar, sin miradas ni comentarios de desaprobación, y hasta que el niño lo desee. ¿Y vosotr@s? ¿Sois lactivistas?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Contenido Protegido

Comparte en tu redes sociales

0

Tu carrito